La evolución del mercado laboral y la publicidad en la red

La búsqueda de trabajo ya no es un proceso difícil, sildenafil lento y lineal. La aparición de internet y la evolución de las nuevas tecnologías han permitido aumentar el abanico de posibilidades de los candidatos y mejorar el proceso de comunicación.

La primera revolución fueron los portales de internet con páginas como Infojobs, health Monster o Infoempleo que permitieron a los internautas disponer de una gran oferta de trabajos, ask inscribirse de una forma rápida y ágil y conseguir un feedback o comunicación instantánea con el ofertante que les descartaba o seleccionaba instantáneamente.

El candidato al trabajo ya no tenía que enviar un curriculum vitae por correo o desplazarse a una empresa de trabajo temporal o a la empresa. Y sobretodo ya no limitaba las ofertas que aparecían en una sección de clasificados de un periódico o en una publicación especializada que tardaba una semana en renovarse. El trabajador disponía de las ofertas al instante. Toda una revolución que cambió radicalmente la difícil tarea de buscar trabajo.

Un paso más

La segunda revolución empieza a ser una realidad gracias a la actual economía de escala, la globalización y las nuevas necesidades. El mundo de la publicidad y el mercado laboral han detectado en internet una nueva posibilidad para expandirse y aprovechar el medio para mejorar la eficiencia de sus empresas. A una empresa o a una agencia publicitaria le supone reducir costes externalizar sus servicios y por ello no ha dudado en aprovechar los constantes avances tecnológicos y especialmente las posibilidades de la red.

Algunas webs ya funcionan como intermediarios entre ofertantes y trabajadores. Los primeros requieren programadores, diseñadores, comerciales, administrativos, abogados, escritores de diferentes temáticas, traductores, organizadores de eventos, publicistas y una infinidad de profesiones que pueden realizar sus trabajos o servicios desde sus domicilios sin desplazarse a ninguna oficina. Y por ello buscan trabajadores en la red que realicen estos trabajos sin la necesidad de invertir en un contrato laboral, seguridad social y obligaciones tradicionales de las relaciones contractuales.

Este proceso permite que una persona que viva en Australia pueda ser el contable de uno Argentino y que este sea el traductor de un español. El gasto es inferior y el beneficio es mutuo ya que los trabajadores disponen de independencia y de la posibilidad de trabajar para muchos ofertantes.

Las posibilidades de la red

En la actual situación de precariedad laboral no tenemos que obviar esta posibilidad. Otra opción que nos permite obtener ingresos adicionales es la promoción de campañas publicitarias mediante webs que ya se dedican a ello. Las empresas contratan a estas webs para que difundan sus campañas en la red. Disponer de enlaces o publicidad en su web es una posibilidad que antes solo disponible para canales de televisión, radios o periódicos. Esta vía tradicional de ingresos ya es disponible para la renta media y no solo las grandes organizaciones.

Recomendar o publicitar productos o servicios que creáis que son interesantes en la red son otras vías de ingreso. Un comercial en la red es más sencillo que uno en la calle que tiene más dificultades para llegar a su público objetivo.

Si disponéis de una habilidad, conocimiento o valor añadido podéis trabajar sin depender exclusivamente de un contrato, empresa o relación contractual. La red permite obtener soluciones a los que mejor se adapten a un entorno cambiante.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *